Sinalo Dossier

NUNCA MATES ESPERANZA ALGUNA PEÑA NIETO DIJO A MALOVA

POR : CARLOS VELAZQUEZ


El presidente Enrique Peña Nieto dejó la víbora chillando ayer en su visita a Mazatlán, porque en su discurso de inauguración de la planta de tratamiento de aguas residuales El Crestón, le dedicó 80 palabras al coordinador de Comunicación Social de la Presidencia de la República, David López Gutiérrez, pero 6 de esos vocablos provocaron la congoja en los políticos que aspiran a la gubernatura de Sinaloa para el 2016.

 

Y es que el mandatario nacional dijo textualmente “…quiero reconocer la presencia de los Poderes del Estado de Sinaloa, de las autoridades militares y también de distinguidos invitados que hoy nos acompañan. Me da mucho gusto que está David López, quien es sinaloense, pocas veces ocupa el presídium, pero me hace el favor de apoyar, y creo que cada vez que viene, señor gobernador, aquí los políticos sinaloenses se inquietan mucho, pero no hay razón para ello, no debe haber razón, porque David está en lo suyo, trabajando en Comunicación Social y apoyando al presidente de la República, pero nunca mates esperanza alguna, gobernador”

Y desde ayer mismo, editorialistas, columnistas, locutores, comentaristas y varios aprontados de medios periodísticos escribieron y hablaron de la ocurrencia de Peña Nieto.

 

Provoca congoja política la alocución del presidente, porque apenas en la reciente Semana Santa, David López vacacionó en Mazatlán y aprovechó para echarse un partidito de golf con el gobernador Mario López Valdez y posteriormente comieron con el diputado federal Heriberto Galindo Quiñones. Se tomaron fotos y una de ellas, en la que aparecen los tres abrazados y muy gozosos, fue subida al feis y reproducida en las redes sociales, con un texto que decía más o menos así “aquí aparece el futuro gobernador de Sinaloa” cosa que causo revuelo en Sinaloa.


Es sabido en el medio político que Heriberto Galindo Quiñones aspira a ser gobernador de Sinaloa (creo que desde que se retiró de monaguillo en Guamúchil), pero de acuerdo a los usos y costumbres de la política en el PRI, los que llevan mano son los que ocupan el cargo más alto en el gobierno federal y en este caso, es David López Gutiérrez, como lo puntualizó el columnista Ricardo Alemán el 3 de noviembre de 2013 en su columna periodística de El Universal.

 

De tal manera que la foto subida al feis, conjugada con la alocución de Peña Nieto ayer en Mazatlán, la discreción de David López y la ilusión de Heriberto Galindo, en lugar de calmar los ánimos políticos de los aspirantes a la gubernatura, los aturdió más, aunque el presidente haya dicho que no hay razón para ello, pues los embrolló con esa expresión final de que nunca mates esperanza alguna, gobernador.


Por otra parte, hubo una expresión de otro actor político que pasó desapercibida para los que escribieron o comentaron este entorno de sucesión gubernamental.
Se trata del senador Aarón Irizar López quien se lamentó (de lamentarse) de no haber podido acompañar al presidente Peña Nieto en su visita a Mazatlán.

 

Esperemos que ese lamento no se extienda hasta el 2016, pues de acuerdo a lo sucedido en los últimos días en Mazatlán, tal parece que la sucesión gubernamental está encaminada a favorecer a uno de los cabecillas del Chilorio Power.

 

24 DE ABRIL DEL 2014